Los demócratas del Senado de Estados Unidos “presionarán” para que dos disposiciones del proyecto de ley de alivio Covid-19 del presidente estadounidense, Joe Biden, brinden beneficios mejorados de emergencia para los pobres, con asistencia alimentaria y créditos fiscales para niños, dijeron este domingo dos importantes legisladores.

El líder de la mayoría en el SenadoChuck Schumer, dijo que hacer permanentes los mejorados créditos fiscales por hijos “es una importante meta” para los demócratas, y que quieren avanzar con nuevas iniciativas audaces que también incluyen legislación para mejorar la infraestructura del país.

La senadora Kirsten Gillibrand, demócrata de Nueva York, pidió mejoras para un programa de nutrición dirigido a mujeres, bebés y niños en el proyecto de ley de 1.9 billones de dólares.

El paquete de Biden aumentó temporalmente el valor de los vales en efectivo del programa para frutas y verduras, desde 9 dólares por mes para niños y 11 dólares para mujeres a 35 dólares mensuales para ambos.

El proyecto, también, amplía el crédito tributario federal por hijos de Estados Unidos durante un año desde un crédito de 2 mil dólares por niño parcialmente reembolsable a un crédito de 3 mil 600 dólares totalmente reembolsable para menores de seis años y de 3 mil dólares para niños de 6 a 17 años.

Según expertos, la medida reducirá significativamente la pobreza infantil en los Estados Unidos.

Casi 11 millones, o uno de cada siete, niños estadounidenses viven en la pobreza, estima el Center for American Progress, un grupo de expertos progresistas.

Republicanos se oponen a expansión de asistencia social

Hacer que las disposiciones sean permanentes podría resultar difícil, ya que muchos republicanos se oponen a cualquier expansión de los servicios de asistencia social enEstados Unidos que no esté acompañada de requisitos laborales para los beneficiarios de los beneficios.

La Cámara de Representantes, controlada por los demócratas, puede aprobar leyes por mayoría simple y ha comenzado a presentar proyectos de ley que reflejan las prioridades del partido, como la reforma policial, el control de armas y medidas para mejorar la participación de los votantes.

Pero el Senado de 100 escaños, que está dividido 50 a 50 entre demócratas y republicanos, requiere 60 votos para la mayoría de las leyes.

Schumer dijo que los demócratas intentarán trabajar con los republicanos para promulgar un “cambio audaz”, pero advirtió que su caucus consideraría otros medios, incluidos posibles cambios a las reglas del Senado, si los republicanos continúan oponiéndose a la legislación demócrata.

“Pero si no podemos, si votan ‘no’ a todo en términos de los tipos de cambio que Estados Unidos necesita, entonces nuestro caucus tendrá que reunirse y averiguar cómo hacerlo”, dijo Schumer. “Todo estará sobre la mesa y el fracaso no es una opción”.

El proyecto de ley Covid-19 de Joe Biden fue aprobado por la Cámara y el Senado sin el apoyo de un solo republicano.