WINSTON-SALEM, Carolina del Norte – 19 de mayo de 2020 – A medida que Wake Forest Baptist Health aumente el número de cirugías, procedimientos y visitas a clínicas ambulatorias en todo el sistema de salud, los pacientes notarán algunos cambios diseñados para mantenerlos seguros a ellos y al personal de atención médica.


Los cirujanos y el personal quirúrgico han trabajado horas extra durante las últimas semanas para satisfacer la mayor demanda de cirugías y procedimientos no esenciales que se detuvieron temporalmente en marzo.
Muchas clínicas ambulatorias ahora están reanudando las visitas en persona, mientras siguen ofreciendo visitas telefónicas, virtuales y electrónicas.


“Las visitas virtuales siguen siendo una opción conveniente en muchas situaciones, pero sabemos que hay problemas de salud y enfermedades crónicas que se abordan y manejan mejor en persona, y también nos damos cuenta de que muchos de nuestros pacientes han estado esperando cirugías y procedimientos necesarios para ayudar mejorar su calidad de vida «, dijo Kevin P. High, MD, presidente del sistema de salud de Wake Forest Baptist Health. “Si bien las cosas pueden verse un poco diferentes ahora, ya hemos escuchado de muchos pacientes que aprecian las medidas que se han implementado para protegerlos a ellos y a nuestro personal.


«Queremos que todos se sientan seguros y que no se demoren en recibir la atención que necesitan».


Algunos de los cambios que los pacientes notarán incluyen:
• Implementar el distanciamiento social en todas las clínicas y ascensores.
• Instalar divisores claros cuando no es posible el distanciamiento social
• Minimizar los tiempos de espera en áreas comunes, como salas de espera.
• Pedir a los pacientes que se unan a todos los proveedores y al personal en el uso de máscaras.
• Realización de pruebas de detección de síntomas de COVID-19 a su llegada
• Proporcionar pruebas COVID-19 para todos los pacientes antes de someterse a cirugía


«Además de estas medidas, estamos limpiando todas nuestras instalaciones siguiendo estrictos protocolos de saneamiento, limitando los visitantes y continuando promoviendo buenas prácticas de lavado de manos», dijo High. «Nuestros expertos en prevención de infecciones y todo nuestro personal están haciendo todo lo posible para mantener a los que cuentan con nosotros seguros y protegidos, especialmente durante estos tiempos difíciles».
Los pacientes que necesitan programar una cita en persona o virtual pueden llamar al 336-716-WAKE. La línea directa COVID-19 de Wake Forest Baptist está disponible para atender a quienes no tienen un proveedor de atención primaria en 336-70-COVID


Algunos de los cambios que los pacientes notarán incluyen:


• Implementar el distanciamiento social en todas las clínicas y ascensores.
• Instalar divisores claros cuando no es posible el distanciamiento social
• Minimizar los tiempos de espera en áreas comunes, como salas de espera.
• Pedir a los pacientes que se unan a todos los proveedores y al personal en el uso de máscaras.
• Realización de pruebas de detección de síntomas de COVID-19 a su llegada
• Proporcionar pruebas COVID-19 para todos los pacientes antes de someterse a cirugía


«Además de estas medidas, estamos limpiando todas nuestras instalaciones siguiendo estrictos protocolos de saneamiento, limitando los visitantes y continuando promoviendo buenas prácticas de lavado de manos», dijo High. «Nuestros expertos en prevención de infecciones y todo nuestro personal están haciendo todo lo posible para mantener a los que cuentan con nosotros seguros y protegidos, especialmente durante estos tiempos difíciles».
Los pacientes que necesitan programar una cita en persona o virtual pueden llamar al 336-716-WAKE. La línea directa COVID-19 de Wake Forest Baptist está disponible para atender a quienes no tienen un proveedor de atención primaria en 336-70-COVID